You are currently browsing the category archive for the ‘Ángel González’ category.

Para que yo me llame Ángel González,
para que mi ser pese sobre el suelo,
fue necesario un ancho espacio
y un largo tiempo (…)

Así es el poeta. En el primer verso el hombre, el ser individual, y en los dos últimos la historia y la geografía, el entramado colectivo. Poeta vivencial y testimonial.

En su poesía podemos encontrar distintos tonos, desde semejanzas con Juan Ramón Jiménez hasta posturas de denuncia.

A cada cosa por su solo nombre.
Pan significa pan; amor, espanto;
madera, eso; primavera, llanto;
el cielo, nada; la verdad, el hombre.

Sus mejores poesías incorporan diferentes registros del humor, sobre todo la ironía y la sátira.

El perfecto funcionario,
el ciudadano honesto,
tras largos años de servicios al Estado
y al onanismo -era de estado viudo-,
había logrado con el tiempo
una estructura ósea funcional
perfectamente adaptada al pupitre
sobre el que se inclinaba cada día
ocho horas…

El poema A la poesía condensa lo que permanece y varía del arte de Ángel González: quiere tomar la poesía…

Y sacarle a las calles,
despeinada,
ondulando en el viento
-libre, suelto, a su aire-
tu cabello sombrío
como una larga y negra carcajada.

Ángel González perteneció a la Generación de los años cincuenta. Los primeros libros poéticos de esta generación surgen alrededor de 1955: A modo de esperanza (Valente, 1955), El retorno (J.A.Goytisolo, 1955), Áspero mundo (A.González, 1956), Metropolitano (C.Barral, 1957) …

Aunque existen divergencias y opciones personales distintas entre estos poetas (hermetismo de Barral, admiración de F.Grande por Vallejo, intimismo de C.Rodríguez), estamos ante un movimiento de cierto carácter colectivo que proporcionaron tintes especiales al medio siglo.

Les afectó la polémica sobre la función de la poesía: poesía social o poesía como comunicación o conocimiento, dos aspectos distintos pero unidos en la práctica poética del momento. En general, la poesía social se constituye en la posguerra como un arte de urgencia que se ve motivado por la situación sociopolítica del país, a cuya transformación quieres contribuir denunciando las injusticias. Otras veces no se denuncia sino que se narra lo cotidiano.

Lo que sí se hace es enraizar la poesía con los problemas del hombre de la época. Dice A.González:

“Yo sigo teniendo fe en esa poesía crítica que sitúe al hombre en el contexto de los problemas de su tiempo, y que represente una toma de posición respecto a esos problemas”.

Como consecuencia de ello se adopta un tono narrativo, se eliminan los elementos imaginativos y se elige la sencillez léxica.

Actividad: selecciona algún poema de Ángel González que te guste donde se aprecie este prosaísmo, esta “estética de la pobreza” que han llamado algunos críticos.

(foto:Univ.de Cádiz)

Ángel González en Granada, casa de Lorca

¡Menos mal que nos has dejado tus poemas!

Ángel González, uno de los grandes poetas del s.XX. La noticia de tu muerte nos sobrecoge, así que nos refugiamos en tus poemas, porque a través de ellos nos has sido cercano, a través de ellos hemos sentido el mundo, a través de ellos te hemos conocido, a través de ellos nos hemos conocido a nosotros mismos y hemos crecido.

Si yo fuese Dios y tuviese el secreto
haría un ser exacto a ti…

Escúchalo:

Y con la voz del propio poeta:

A qué mirar, a qué permanecer seguros
de que todo que es así, seguirá siendo…
(Foto:EFE lne.es; Audio:goear)

Sobre todo, ¡opina!

Estadística del blog

  • 598,718 visitas

Hoy nos visitan desde…

outils webmaster
outils webmaster